(foto archivo Facebook  EL REGIONAL)

En Bucaramanga el sangileño Avelino Triana, paciente #recuperado de COVID-19 según la Gobernación. Sus familiares denuncian que en el hospital universitario de Santander aún lo manejan como paciente COVID-19, no les quieren entregar el cuerpo y lo quieren cremar.

Este miércoles 22 de Julio en la noche a sus 42 años falleció el señor Avelino Triana.
Como fue conocido, Avelino fue diagnosticado en San Gil con COVID-19, días después al ver que no tenía síntomas y sus familiares tampoco, decidió realizarse una prueba PCR particular en Higuera Escalante, la cual dio negativa para #coronavirus.
El señor Avelino venía sufriendo del corazón e insuficiencia cardiaca, y requería con urgencia cirugía para cambio de válvulas, también presentaba infección en el pulmón y líquido.
Señalan sus familiares que fue remitido al hospital universitario de Santander, en donde le realizaron una nueva prueba de COVID-19, la cual nunca llegó y por eso siempre le dieron manejo como paciente COVID-19.
Agrega la familia, que Avelino murió esperando remisión a la Fundación Cardiovascular para la cirugía de corazón, procedimiento que nunca se dio, por la demora de la prueba, ya que al ser supuestamente paciente COVID-19, no podían remitirlo, vulnerando su derecho a la salud.
La familia denuncia que el señor Avelino ya aparece en los registros de la secretaría de salud de Santander y San Gil como paciente recuperado de COVID-19, pero ahora en el hospital no les quieren entregar el cuerpo, y van a aplicar el protocolo de cremación, argumentando que no ha llegado la prueba que demuestre que ya no tiene COVID-19.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here