De acuerdo con ciclistas de Enciso, Santander, un hueco entre Málaga y Capitanejo pone en peligro la integridad de los grupos de ciclistas que a diario hacen uso de esta vía para realizar sus recorridos.

La imperfección en la vía se ubica en el sector del estadero ‘Donde Casca’, en inmediaciones de la vereda Peña Lisa de Capitanejo. Según Gustavo Gutiérrez, ciclista de Enciso, “se trata de una apertura entre las lozas del pavimento, en las que las llantas de las bicicletas quedan enterradas”.

Gutiérrez explicó que “son varios los grupos de ciclistas que realizan este recorrido a diario, ya que, el terreno es propicio para realizar esta actividad deportiva. Sin embargo, en este tramo se pueden alcanzar velocidades hasta de 60 kilómetros por hora, lo que puede generar una tragedia si un ciclista cae en este hueco”.

Precisamente, el pasado primero de mayo, un ciclista que se desplazaba entre Málaga y Capitanejo sufrió un accidente en este hueco y tuvo que ser trasladado para recibir tratamiento médico especializado en Bucaramanga. Según los socorristas que lo atendieron, el ciclista registró varias lesiones en los huesos de la cara.

Además, los habitantes de la zona denunciaron que durante este lunes se registró un nuevo accidente en el sitio, esta vez con un motociclista como protagonista.

Al ser consultados sobre esta situación, voceros del Instituto Nacional de Vías, Invías, informaron que tras un recorrido por la zona, durante esta semana se iniciarán obras de reparación en el punto afectado y en otros que registran deterioro.

Fuente: vanguardia.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here