Fallece en Bucaramanga el reconocido pediatra y columnista Jaime Forero Gómez, dejando a Santander de luto

La ciudad de Bucaramanga y todo el departamento de Santander están de luto tras conocerse la triste noticia del fallecimiento del ilustre médico, cirujano y pediatra Jaime Forero Gómez, quien además era uno de los columnistas más reconocidos del periódico Vanguardia.

Jaime Forero Gómez, una figura destacada en el ámbito médico y periodístico, perdió la vida en la mañana de este jueves en la ciudad de Bucaramanga. Se encontraba en la unidad de cuidados intensivos de la Fundación Cardiovascular, donde fue ingresado después de sufrir un infarto.

 

El reconocido profesional tenía una destacada trayectoria académica.

Estudió Medicina en la Universidad del Rosario y se especializó en Pediatría y Cuidados Intensivos Pediátricos Neonatales en la UNAM de Ciudad de México. Además, contaba con otras especializaciones, como Educación Virtual y Alta Gerencia del TEC de Monterrey, y Docencia Universitaria en Reanimación Cardiopulmonar. También era experto en probióticos de la Fundación Hispanoamericana.

Nacido en Bucaramanga, su familia era oriunda de Zapatoca. Era hijo del también reconocido médico Héctor Forero Blanco y Margy Gómez. Sus hermanos son: Margy, Carlos (q.e.p.d.) y Enrique Forero Gómez.

Jaime Forero Gómez tenía una gran pasión por la nutrición y era conocido por su aguda crítica y conocimiento de la política regional y nacional. Su legado no solo abarcó la medicina, sino también el periodismo, donde sus columnas en el periódico Vanguardia dejaron una huella significativa.

El pasado 22 de julio, el doctor Jaime Forero Gómez publicó la que sería su última columna en Vanguardia.

Ante la noticia de su fallecimiento, se han manifestado diversas reacciones de pesar y admiración por parte de colegas, amigos y personas que lo conocieron. El arquitecto Antonio José Díaz Ardila lo describió como un “gran ciudadano” preocupado por el bienestar de la sociedad y la salud.

Luis Melón, amigo suyo, destacó su incansable búsqueda del poder de lo natural y la conciencia sobre la calidad del aire. El también columnista de Vanguardia, Eduardo Muñoz Serpa, lamentó la pérdida de este “gran hombre” y recordó su generosidad y talento como escritor.

La partida de Jaime Forero Gómez deja un vacío en el ámbito médico y periodístico de Santander, y su legado perdurará en la memoria de aquellos a quienes tocó con su trabajo, profesionalismo y amistad.