En el debate de candidatos del 11 de octubre de 2019 Mauricio Aguilar le preguntó a la candidata Ángela Hernández sobre su estrategia para la construcción de proyectos de infraestructura para los pueblos más humildes del departamento, en sus palabras dijo lo siguiente: “usted pretende una propuesta muy importante de construir placa huellas a través de los convenios administrativos con las junta de acción comunal (…) como lo haría”.

A lo que la candidata Hernández rememoró una práctica ancestral basada en el trabajo comunal por parte de las poblaciones rurales, en una suerte de minga colectiva que no solo permita ser más eficaz con los recursos, sino que haya una veeduría real sobre los dineros existentes para dicha estrategia.

Este dialogo a dos voces, es el ejemplo claro, por un lado de quienes han gobernador para los más ricos del departamento y del país con obras tan costosas que fueron diseñadas para los que más tienen, como lo es el escenario del Cañon del Chicamocha con tarifas supremamente costosas para el bolsillo promedio de un santandereano, y por otro lado, la visión de una santandereana de cuna humilde que considera que las mejores obras son las que surgen del pueblo y para el pueblo.

Queda por decir, que viva la minga, Santander y que con la venía de Dios tendremos gobernadora pa’ rato.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here