Todo acerca de nuestra cuidad Santander

Opinion

¿Qué tanto le importa a Uribe que gane el candidato uribista? ¿Por qué no parece desvelarlo la posibilidad de que ninguno de los candidatos de su partido logre la meta presidencial?

El líder del Centro Democrático, Senador Álvaro Uribe Vélez, busca retomar las riendas del país y para ello ha establecido dos tareas: tratar de conseguir una Presidencia de su partido, ya que él constitucionalmente no puede volver a ostentar tal cargo, y reforzaraún más su poder en el Congreso, donde ya tiene 39 escaños, 20 en el Senado y 19 en la Cámara de Representantes.  Para ello, una de sus más importantes apuestas fue plantear una serie de 26 foros por Colombia donde siempre estaba el expresidente y los cinco precandidatos del partido para las elecciones de 2018, configurados así: La senadora Paloma Valencia, que entre acaloradas declaraciones se visibiliza de cuando en vez de cuenta de sus trinos. Iván Duque, un abogado que genera suspicacias al interior de su propio partido por decir que este país no es una secta para seguir los designios de monjes, refiriéndose a su jefe político Uribe Vélez, a quien Duque le debe todo, según Fernando Londoño, exdirector del partido inhabilitado para ocupar cargos públicos por 15 años por haber adquirido de forma irregular el 20 por ciento de las acciones de Invercolsa, avaluadas en más de 9 mil millones de pesos en 1997. También está en la carrera presidencial del uribismo María del Rosario Guerra, hermana de Antonio Guerra de la Espriella, exsenador de Cambio Radical cuestionado por nexos con paramilitarismo y corrupción de Odebrecht, y hermana del exsenador José Guerra de la Espriella, ‘Joselito’, condenado a noventa meses de prisión por los delitos de enriquecimiento ilícito, estafa y falsedad agravada, la pena más alta impuesta a un político vinculado al proceso 8.000. Finalmente, se encuentra quien fuera fórmula vicepresidencial de Óscar Iván Zuluaga en 2014, Carlos Holmes Trujillo, quien es un fuerte crítico de cómo se han hecho las cosas en materia política en el país, pero ha trabajado con todos los gobiernos desde Gaviria hasta Santos.  Y Rafael Nieto Loaiza, el abogado que defendió al Estado colombiano en 2012 ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos por más de 1000 millones de pesos sin contar con la tarjeta profesional de abogado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *